Historia de un progreso

Historia de un progreso

 Hace tiempo que vengo escuchando las Suites para Cello de JSBach. Una de las grandes obras musicales de la historia. Gracias a Spotify, me hice chupete este album:

 https://open.spotify.com/album/7G7uMmAHmB4qhgOpDzLtF9?si=KIJgQCtZT8aA8X3IXEeWHg

 Conversando de esta obra con alumno surgió al idea de sacar el preludio de la segunda Suite, que está en Dm. El me mostró esta increíble versión:

 https://www.youtube.com/watch?v=Wa5yony2CeA

 Vicente se adelantó bastante, subió un video al IG, me mando audio por wasap, etc. Mientras yo llevaba un par de compases. Su actitud me motivó y me puse a estudiar. Al cabo de tres días ya había avanzado algo.

 Pasó una semana más y ya estaba casi listo. Me puse a grabar para retomar el trabajo en el homestudio y salió esta versión que subí a Youtube:

https://www.youtube.com/watch?v=r_4VzIXkIuw

Imperfecta y aún sin dominio del lenguaje barroco, logra de todos modos hacerte viajar, así que estoy contento con el trabajo. Todos los días trabajé un par de horas, y lentamente fui mejorando, memorizando, entrando en el espíritu de la música, entendiendo la técnica, aprendiendo mucho sobre armonía y melodía. Tanto así que escogí otra obra del mismo autor y ahora estoy en ella. Les quería compartir esta pequeña historia de progreso musical. Podemos vivirla cada día, semana, etc. Depende de nosotros.

 Raimundo Santander, junio de 2020.

Comentarios

Entradas populares de este blog

“Sé que la Vida Pasa”

Un viejo pesado y una vieja linda

El Tesoro del Presente